18 de marzo de 2011

Pachamama

Grumy cerró la puerta y salió corriendo a tope, hasta que poco a poco se fue sosegando y su andar se hizo cansino. Mientras caminaba fue apartando las piedras del sendero a patadas. Salían despedidas incrustándose en los árboles que las engullían como si tal cosa. Una de ellas, en vuelo raso, fue rompiendo espigas, haciendo que el grano cayera sobre el hormiguero de Zhietar Groshnik. El maná causó demasiadas bajas. Orgulloso del proyectil, se acercó a recogerlo para guardarlo en su caja de los desastres. Con una sonrisa miró al hormiguero y decidió mear en él y cogió un palo para destruir los restos, hasta que, desde el suelo salieron unas manos que tras atarle los cordones, le zarandearon, le peinaron y le dieron dos tortas. Pausadamente, las manos desaparecieron detrás de la colina de Muersku.
Grumy se quedó mirando al infinito, boquiabierto y cariacontecido mientras escuchaba al viento susurrarle al oído: "Y átate esos cordones, que te vas a partir la crisma, ¡estólido!"


- Madre decía que tú eras una estulda, ¿te acuerdas, Alegría?
- Nunca lo busqué en el diccionario. Seguro que ni viene...
- Ya...

13 comentarios:

Kum* dijo...

Hermoso, maestro. Increiblemente hermoso.

Hoy no digo más. Mi silencio y mi sombrero. Uno muy especial...

Besos de tierra.

Su dijo...

Me lo dejarías para mi Mención especial?

No hay más palabras...

Anita Dinamita dijo...

Absolutamente maravilloso...
Abrazos

montse dijo...

Los hormigueros encierran mucha mitología. Tal vez las hormigas experimentaron la inmigración en el mismo momento que el hombre. Es muy original.

Sibreve dijo...

Y eso si le meas un hormiguero. Si la talas, la explotas, le cambias los ríos de cauce y le echas abajo montañas para hacer carreteras, si la horadas, la calientas y la cubres de plásticos, si le llenas el mar de mierda, la tierra de mierda y el aire de mierda, pasa lo que tiene que pasar... que pachamama te manda a la cama sin cenar.
Qué bueno, bice, como casi siempre.
Un abrazo.

Patricia dijo...

No puedo agregar más a lo dicho por Hugo.
Enhorabuena por este micro absolutamtne maravilloso!!!!!!

Un beso admirado

Sandra Montelpare dijo...

Es de luxeeee!!!! Aplaudo de pie! Quedé sin palabras

Maite dijo...

Gracias por enseñarme palabras tan increíbles como "estólido", la usaré sin duda alguna, hay mucho de estos pululando por ahí.
Un relato magnífico. Abrazos.

Octavius Bot dijo...

Estólido: Necio, tonto, insensato, torpe.

En nada me molesta tener que haberlo buscado. Su madre, Sr. bicefalepena, ya me ha enseñado algo hoy. De sobra sabe ya lo bueno que es su relato.

Un abrazo

Octavius Bot

L.N.J. dijo...

¡Genial!

Antonio M. dijo...

Bicefa, desde hace tiempo, tus micros vienen siendo de lo mejorcito que leo por la web.
Este es sencillamente genial.
De que te alimentas?? jejeje.
Abrazos cuánticos¡

Sara NY dijo...

Muy bueno, me gustó mucho, Bicefalapena. Tarde o temprano Pachamama nos aplica el castigo, si no que se lo digan a los japos, por ejemplo.

Torcuato dijo...

La mamá tierra nos va ha dar una hostia como a este niño repelente.
Una preciosidad de cuento, Bicefa.
Un abrazo.