10 de abril de 2011

Vendedor de humo

Después de muchas patadas mal dadas por el mundo alante, puso un negocio de venta de humo. Mala opción. Como vio que esto le iba regular, se hizo escritor, uno de esos profundos y enigmáticos con seudónimo incluido. Crítico y comentarista, prolijo en ocasiones. Omnipresente. Montó un garito donde alimentaba el ego voraz de currantes de las letras, algunos con vocación tendente a la dispersión. Se hizo un hueco en este mundillo.
Un día de esos vacíos, no se le ocurrió nada: Página en blanco (como tantos otros). Y eso escribió: Nada.
A nadie en su barrio le extrañó que volviera a lo del humo. Pero esta vez, con más experiencia, el negocio fue mucho mejor. 
La crisis es lo que tiene, que hace que invirtamos en huecos, en olores, en sombras, para rellenar carencias.




- Pena, yo creo que no es buen momento para montar un estanco.
- No tienes precio como humorista.
- Lo digo en serio, no se puede fumar en casi ningún sitio.
- Voy a hacer como que no te he oído...

8 comentarios:

Ikana dijo...

Esas carencias que a veces pueden con nosotros, y aunque no sea humo, sera otra cosa con tal de llenar el vacio interno.

Sucede dijo...

Tal vez un vendedor de humo haga feliz a alguien, no? En época de crisis se vende todo...
Un abrazo reflexivo!

Dany dijo...

Llamamos vendedores de humo a quienes venden lo que no tienen, lo que no son, lo que no hay. El problema es que hay compradores, siempre. Buen relato. Saludos.

Maite dijo...

Buena crítica, hay muchos a quien vender humo, les acaba saliendo muy rentable. Un abrazo.

Patricia dijo...

El humo hará lo único sabe hacer, implotar. Y tendrá que regresar a la gran NADA y a partir de allí partir. Pero esta vez en serio.

Un abrazo

Sandra Montelpare dijo...

la nada le salía espontáneamente; después de todo era lo que mejor sabía hacer! Buenísimo Bicefa, como siempre!

montse dijo...

El humo de esa foto explica por qué algunos vendedores de humo tienen éxito. Colores sobre algo gris. ¿Quién no se ha sentido gris en alguna ocasión y habría comprado colores de humo?

Dyhego dijo...

BICEFA:
Los vendedores de humo son como los que venden crecepelos: siempre hay alguien dispuesto a comprar...
Salu2 materializados.
(Excelentes entradas las anteriores, que conste).