23 de septiembre de 2011

Libre albedrío

Como víctima de los dioses y sus juegos, pido, es más, exijo que se haga justicia conmigo. Dicen de ti que eres el único, el infalible, el que todo lo ve, el justo y el piadoso. Tú que has visto cómo te han creado, destruido, blasfemado, matado. A ti clamo desde el desconcierto pidiendo libre albedrío. Porque...¿puede saberse qué hago yo sentado a la mesa la camilla de la del octavo tragándome un culebrón, si me acabo de tirar por la ventana del séptimo?


- Si fueras más hábil, sabrías que como se consiguen unas cosas es regalando otras.
- Ya, Alegría, ¿y qué regalas tú a un dios? ¿dinero?

8 comentarios:

Torcuato dijo...

Qué buuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuueeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeno.
De verdad, genial.
Felicidades, Bicefa.

Anita Dinamita dijo...

Jajaja, qué mala suerte ¡me encanta la foto! otra peli de mi infancia
Abrazos y abrazas

Dyhego dijo...

Tener albedrío y encima libre, vamos, eso es para nota.
Salu2.

Rosa dijo...

Jajaja me ha encantado!!!

Saludos desde el aire

Elysa dijo...

Jajaja, mucho pide, qué mal suerte...

Kum* dijo...

Eso va a ser culpa de los mercados. Seguro.

Y a Tor, ni caso. Esta acojonao.

Besos payasos.

Pd: Ya dije que me encant´´o...

montse dijo...

Pues que no se queje que por ahí he visto yo una mujer, africana y albina, por más señas. Podría ser peor. A tragarse el culebrón y a confiar que lo siguiente que den sea más interesante.

Elèna Casero dijo...

jajaja. ¡cómo nos has engañado¡

Muy bueno. Bice